VALORES FUNDACIONALES

Dios, Las Personas y El Ministerio son los tres componentes que constituyen el núcleo de nuestros valores fundamentales. Estos valores fundamentales son los principios por los cuales hemos guiado nuestro ministerio tanto en el pasado como para el crecimiento futuro. Determinan cómo dirigimos el ministerio, cómo vivimos y la toma de decisiones día tras día.

 

Nuestro objetivo es proteger y mantener estos valores a lo largo de los años de influencia de Ministerios de Cada Día para que las generaciones venideras sean impactadas y empoderadas para el Reino de Dios.

Escuchar la Voz de Dios

Habiendo sido encomendados con el mandato de Ministerios de Cada Día, confiamos en Dios y el Espíritu Santo. Por lo tanto, escuchar a Dios por sabiduría, revelación y la dirección del ministerio es de suma importancia.
 

Vivir por Fe

El nacimiento y desarrollo de Ministerios de Cada Día comenzó con un paso de fe y confianza en Dios. Los actos de fe agradan al Señor. Vivir por fe significa que damos el paso antes de saber cómo resultará todo.

 

Vida de Rendición

Valoramos ser estratégicamente proactivos, tener un propósito y finalmente rendirnos a la voluntad de Dios para complacerlo. Valoramos ser espiritualmente apasionados y perseverantes; no solo estar ocupados. Dios es quien dirige Ministerios de Cada Día.

 

Valor de las Personas

Las personas son el corazón y el alma de nuestro ministerio. Servimos con un propósito eterno en lugar de labores perecederas. Deseamos ver personas capacitadas para realizar misiones estratégicas autoiniciadas.

 

Cultura de Honor

Creemos que el honor implica ser fiel a nuestra palabra y cumplir con nuestros compromisos. En el amor fraternal, estamos llamados a respetarnos y honrarnos unos a otros, y a someternos a las autoridades gubernamentales y ministeriales, mientras nos presentamos con autenticidad como embajadores de Jesucristo.

Multiplicación

Valoramos las iniciativas ministeriales que multiplicarán los esfuerzos y obreros de la Gran Comisión.

 

Empoderamiento de la Visión

Estamos llamados a ser visionarios como ministerio, recibiendo una nueva revelación de Dios. Nuestro objetivo es empoderar a otros en su unción. Valoramos el potencial de las personas y les proporcionamos el conducto para que puedan utilizar y lanzar sus sueños.

 

Pionero

Ministerios de Cada Día continúa impactando al ser pionero en nuevas áreas, nuevos ministerios, nuevos métodos y está dispuesto a salir de los patrones para llegar a todas las generaciones y cada esfera de la sociedad. 

Nos esforzamos por ser pionero.

 

Santidad

Nos esforzamos por modelar nuestras vidas de una manera bíblica que agrade a Dios y lleve a otros a Jesús. Deseamos asociarnos con personas, ministerios y organizaciones que busquen lo mismo.

 

Oración

Valoramos la oración como el fundamento de las misiones y una arma vital de la guerra espiritual. Estamos comprometidos a crear con Dios, escuchándolo,  orando y obedeciendo sus mandamientos, sin importar cuán grandes o pequeños sean. Esta es una parte vital de nuestro proceso para tomar decisiones.

DECLARACIÓN DE FE

Aquí hay un desglose de lo que creemos.

La Biblia es la única Palabra de Dios inspirada, infalible y autorizada.

Juan 16:13, 2 Timoteo 3:15-17, 2 Pedro 1:21, 1 Tesalonicenses 2:13

 

Hay un Dios, eternamente existente en tres personalidades: Padre, Hijo y Espíritu Santo.

Deuteronomio 6:4, Isaías 43:10-11, Mateo 28:19, Lucas 3:22, Juan 14:16

 

En la deidad de nuestro Señor Jesucristo.

Juan 1:1, Filipenses 2:6-11, Juan 1:14, Isaías 9: 6, Juan 20:28-29, Colosenses 2:9

 

En el nacimiento virginal de Jesucristo.

Mateo 1:18, Lucas 1:34-35, Isaías 7:14

 

Jesús vivió una vida sin pecado en la tierra.

2 Corintios 5:21, Hebreos 7:26, 1 Juan 3: 5, Hebreos 4:15, 7:26-27, 1 Pedro 2:22

 

Jesús realizó los milagros registrados en la Biblia.

Mateo 4:23, Lucas 6: 17-19, Juan 3: 2

 

La sangre que Jesús derramó en la cruz fue una muerte vicaria y expiatoria.

Colosenses 1:14, 20, Romanos 5: 8-9, Efesios 1: 7

 

El cuerpo de Jesús resucitó de entre los muertos.

1 Corintios 15: 3-4, Lucas 24: 4-7, 36-48, Apocalipsis 1: 17-18

 

Jesús ascendió a la mano derecha del Padre.

Hechos 2:23, 5:30-31, 1 Pedro 3:22

 

Jesús regresará a la tierra personalmente en poder y en gloria.

Hechos 1:11, Filipenses 2: 9-11, 1 Tesalonicenses 1:10, 4: 13-18, Juan 14: 1-3

 

La justificación por la fe en la expiación de Jesucristo y la regeneración por el Espíritu Santo es absolutamente esencial para la salvación de las personas pérdidas y pecaminosas.

Romanos 3:24-25, Juan 3:3-7, Efesios 2:1-16, Apocalipsis 5:9, Hechos 4:12, 

1 Corintios 6:11, Juan 5:11-13

 

La obra del Espíritu Santo en la iglesia hoy incluye: Su morada mediante la cual el cristiano puede vivir una vida santa. Sus dones y poderes sobrenaturales de la iglesia para su trabajo, vida y adoración.

Lucas 24:49, Hechos 1: 4-8, Hechos 2:1-4, 10:4-46, 1 Corintios 12, 14

 

En el regreso de Jesucristo para consumar su Reino en la resurrección de los salvados y los perdidos. Los que se salven serán resucitados para la vida eterna y los que se pierdan serán resucitados para la condenación eterna.

Juan 5:28-29, Apocalipsis 1:5-7, 20: 4-5, 11-12, Marcos 14:62, 2 Tesalonicenses 1:2-10

 

En la unidad espiritual de todos los que creen en nuestro Señor Jesucristo.

Juan 17:11, 21-23, Romanos 12:4-5, Efesios 4:11-16 15.

 

Evangelizar el Evangelio de Jesucristo y cumplir La Gran Comisión es responsabilidad de todo cristiano.

Mateo 28:18-20

 

"Entonces las iglesias se fortalecieron en la fe y aumentaron en número todos los días".

Hechos 16:5

 

¡VIVE CADA DÍA PARA JESUCRISTO!

  • Black Instagram Icon

©2020 por Ministerios de Cada Día.